Tiempo de aceitunas

Es diciembre y estamos en plena campaña de recogida de aceitunas. Hoy haré un pequeño recorrido visual de las faenas propias de esta labor, ya muy diferente de antaño. Desaparecieron sábanas y zarandas, sustituidos por telones y la limpieza de hojas las hace el molino. Las vibradoras facilitan la labor de vareo, haciéndolo mas llevadero,  los tractores ayudan a la carga y transporte de las aceitunas y los vehículos vibradores y “paraguas” simplifican mucho la faena. Pero aún sigue siendo un trabajo duro. Las heladas de las mañana de diciembre y enero siguen siendo como las de antaño,  de los fardos y telones hay que seguir tirando cuando están cargados y aún hay que utilizar las varas con las manos heladas, hasta que el sol cuando salga mitigue el frío de la mañana.

En Setenil la aceituna es quizás la actividad más importante del año y seguramente las que más jornadas de trabajo da, tanto por cuenta ajena, como de pequeñas explotaciones familiares, donde toda la familia participa en la recogida.

Manejar la vara con habilidad, no es tan fácil como aparenta, no se trata solo de apalear el olivo, sino de hacerlo infringiendole el mínimo daño posible, a veces casi peinandolo y siempre en la dirección de los tallos, algo que lo aceituneros expertos realizan con soltura.

En las frías mañanas
En las frías mañanas
Las vibradoras facilitan el vareo
Las vibradoras facilitan el vareo

Pero el manejo de la vara es fundamental
Pero el manejo de la vara es fundamental

Con habilidad se evita dañar en lo posible al olivo
Con habilidad se evita dañar en lo posible al olivo
Un golpe seco
Un golpe seco
Y las aceitunas salen disparadas
Y las aceitunas vuelan hacia el toldo
Con los pesados fardos
Con los pesados fardos
Se va tapizando el terreno de telones
Se va tapizando el terreno de telones
A contraluz
A contraluz
hasta el atardecer
hasta el atardecer
Amontonando las aceitunas
Amontonando las aceitunas
Vaciando
Vaciando
Los tractores facilitan la carga
Los tractores facilitan la carga
Hasta llenar el remolque
Hasta llenar el remolque
Como velas al viento
Como velas al viento