Una mañana en un pilar de Trejo

Atrás quedaron ya las lluvias y al llegar el verano, en esta zona, entre la campiña y el olivar el agua escasea a poco que te alejes del río. Sin embargo quedan pequeños nacimientos, fuentes o pilares, estratégicamente situados, que pueden servir de alivio para la fauna o los viandantes.

Estos pequeños pilares o abrevaderos suele ser el único abastecimiento de agua en bastantes metros a la redonda, por lo que suelen convertirse en puntos de reunión de gran cantidad de animales que acuden para saciar su sed, sobre todo pájaros.

Una mañana cualquiera se convierte en un trasiego incesante de pajarillos de todo tipo: verdecillos (Serinus serinus), donde destaca los machos mucho mas amarillos que las hembras, verderones (Carduelis chloris), los siempre presentes gorriones (Passer domesticus), pardillos (Carduelis cannabina), con su pechera entre roja y rosa, los vistosos jilgueros (Carduelis carduelis), carboneros (Parus major), petirrojos (Erithacus rubecula). En fin un ajetreo continuo, ahora para beber, ahora para bañarse o refrescarse un poco.

Unos vienen de picotear los frutos de gramíneas,otros las abundantes larvas de este tiempo y algunos como los verdecillos de las primeras brevas de la temporada, todavía con los picos llenos de pipitas.

Son recelosos, a veces mientras uno bebe el otro vigila, otras veces se apostan próximos y rato después se acercan a beber, solo cuando se sienten seguros, pero si uno permanece inmóvil y en silencio enseguida se habitúan.

Los pilares, esos aliviaderos para la sed de nuestra fauna
Los pilares, esos aliviaderos para la sed de nuestra fauna
Verderón, expectante
Verderón, expectante
Se tranquiliza, mientras un verdecillo llega
Se tranquiliza, mientras un verdecillo llega
Ya puede beber
Ya puede beber
El jilguero tampoco se fia
El jilguero tampoco se fia
pero la sed aprieta
pero la sed aprieta
y toda el agua es poca
y toda el agua es poca
Verdecillo que viene de picotear las primeras brevas por San Juan
Verdecillo que viene de picotear las primeras brevas de la temporada
A mi de pequeño me decían, después de las brevas, no bebas. A ellos no les importa
A mi de pequeño me decían, después de las brevas, no bebas. A ellos no les importa
Pardillo y gorrión
Pardillo y gorrión
Uno vigila y el otro bebe
Uno vigila y el otro bebe
Pardillo
Pardillo

Pardillo, verdecillo en primer plano
Pardillo, verdecillo en primer plano
Verdecillo macho
Verdecillo macho
Después de beber nos aseguramos bien
Después de beber nos aseguramos bien
y un buen baño
y un buen baño
y después otro
y después otro
y por último un jilguero
y por último un jilguero